domingo, abril 05, 2009

Madrugada del sábado 04/04/2009 para domingo 00.24 horas, sms en el móvil. Otro mensaje que contiene la palabra cobardía, cuántas veces más vas a escudarte ahí, en una simple palabra. En una palabra tan vacía como su concepto, como la respuesta a las cartas que te envío.

Madrugada del sábado 04/04/2009 para domingo 00.28 horas, segundo sms. Segunda palabra manida: "perdóname". Supongo que no entiendes nada. No sé cómo nos hemos alejado tanto.

Madrugada del sábado 04/04/2009 para domingo 00.34 horas, tercero sms.Esta vez va de echar de menos,como siempre. Suena a bolero gastado.

Supongo que ahora me toca a mí, pero no quiero, ya no quiero jugar más.

2 comentarios:

La Oruga dijo...

Si hay que jugar, que sea a los dados ;)

anoniMATA dijo...

me encantan los sms, no sé como hasta ahora se ha ligado sin ellos, un juego sin cara, sin voz, donde se nos permite decir todo aquello que nos apetece y nos da tiempo para pensar y contestar